Quiromasaje

Quiromasaje

El Quiromasaje es una digna actividad que puedes aprender y ejercer, si tienes vocación para aliviar, fortalecer y distender el cuerpo humano, mediante el sabio ejercicio de tus manos sobre él.

El buen masaje ha existido siempre en todas las culturas, existe y existirá, porque es connatural a cada uno de nosotros.

El Quiromasaje es la acción que consiste en presionar, frotar o golpear rítmicamente con las manos y con la intensidad adecuada, determinadas regiones del cuerpo (principalmente las masas musculares) y con fines deportivos, de relajación,…

Se pueden realizar, entre otras manipulaciones, amasamientos, fricciones, percusiones, pellizcos, roces, tecleteos, vibraciones,… y dentro de cada una de esas manipulaciones, sus diferentes movimientos:

El Masaje, entre muchos de sus efectos:

  • Libera la tensión superficial de la piel.
  • Inhibe de las tensiones y favorece la contractilidad muscular.
  • Ayuda a estimular, alimentar y reforzar los músculos.
  • Aumenta la velocidad y fuerza del aporte sanguíneo, forzando el arrastre de células muertas y productos de desecho.
  • Estimula el sistema nervioso.
  • El estrés y las tensiones se aplacan.
  • Disminuye el cansancio físico y mental.
  • Resulta sedante y relajante.

Esta técnica debe ser siempre aplicada por un profesional cualificado, que es quien tiene una formación específica sobre el sistema muscular, óseo y nervioso del cuerpo humano, así como una forma concreta de realizar cada tipo de masaje según la dolencia de que se trate.

El Quiromasajista no sólo trabaja el músculo afectado, sino que debe conocer perfectamente el orígen de la lesión que motiva la dolencia, favoreciendo igualmente la circulación sanguinea y estimulando el sistema nervioso, proporcionando de esta forma una situación de bienestar en el receptor.

Así mismo, el Quiromasaje realiza una aplicación correcta de las energías corporales, propociada por su carácter sensorial, por lo que se muestra especialmente eficaz en determinadas afecciones, como el estrés.

La duración de un Quiromasaje es indeterminada, dependiendo los casos, si bien no es aconseble una duración superior a una hora. En ocasiones se puede precisar de más de una sesión.

Es importante saber que el Quiromasajista no es un médico, si bien el Quiromasaje está aceptado como técnica alternativa a determinadas afecciones.

En Centro Apófisis encontrarás una Escuela de Quiromasaje, dispuesta a enseñarte teórica y prácticamente lo que necesites para ser un buen Quiromasajista. Las enseñanzas teóricas están a cargo de un médico titulado y colegiado.

Las enseñanzas prácticas están a cargo de profesores expertos en las mismas.

Cada jornada de clases se reparten en 2 módulos bien diferenciados, uno teórico-práctico sobre el trabajo manual de aplicar en el que se explicarán tanto las manipulaciones como la finalidad de las mismas y otro módulo puramente teórico, en el que se aprenderán fundamentalmente las estructuras anatómicas que intervienen en el movimiento humano diario y que nos serán imprescindibles saber localizarlas para identificar la zona en la que se deben aplicar nuestros conocimientos, así como la duración e intensidad de los mismos.

En cuanto al día a día de las clases en el área dedicada a aprender las diferentes manipulaciones, la dividiremos en un apartado de introducción a conceptos que nos serán de utilidad a la hora de llevar a la práctica lo aprendido y otro apartado en el que practicaremos con los compañeros las manipulaciones propiamente dichas, en este apartados nos colocaremos por parejas y uno hará las veces de terapeuta y otro servirá de paciente y viceversa.

El total de las horas lectivas del Curso es de 128, a elegir los sábados o bien los martes, ambos de 16:00 a 20:00 horas y repartidass a lo largo de 32 clases, a excepción de los días declarados como no lectivos.

El reparto de las materias y temarios se hará de la siguiente manera:

En la parte dedicada a conocer la anatomía involucrada en los movimientos más comunes y que serán los problemas que estarán en disposición de poder trabajar al terminar el Curso, nos centraremos en 7 grandes grupos:

Generalidades, se aprenderán a localizar y nombrar los planos del movimiento del cuerpo, los conceptos y tipos de articulaciones, huesos, las formas musculares y las posibilidades de contracción de los mismos.

El tronco, donde aprenderemos su morfologçia, movimientos, componentes óseos y musculares.

El hombro, siguiendo la línea del apartado anterior y de los posteriores en este tema veremos los componentes de la articulación, la morfología y nomenclatura de los mismos.

El codo, aquí también se enseñará a determinar donde se localiza cada músculo y en qué movimientos interviene, así como sus componentes.

La muñeca y la mano, morfología, componenten óseos y musculares y los movimientos en los que intervienen cada uno.

La cadera y la rodilla, componentes óseos y musculares y los movimientos en los que intervienen cada uno.

El tobillo y el pie, componentes óseos y musculares y los movimientos en los que intervienen cada uno.

En la parte del Curso dedicada al aprendizaje y perfeccionamiento de las manipulaciones y trabajo de cabina la dividiremos en los siguientes apartados:

  • Manipulaciones de las extremidades inferiones del decúbito prono.
  • Manipulaciones de las extremidades inferiones del decúbito supino.
  • Manipulaciones de glúteos y cadera.
  • Manipulaciones de espalda.
  • Manipulaciones de quiromasaje abdominal.
  • Manipulaciones de raquis.
  • Manipulaciones de masaje torácico.
  • Manipulaciones de extremidades superiores.
  • Manipulaciones de masaje facial.
  • Manipulaciones de masaje anticelulítico.
  • Manipulaciones de masajes deportivos.

Este trabajo anteriormente descrito se puede ver incrementado con información adicional y conocimientos más amplios en función de las necesidades e inquietudes que se plantearan en el desarrollo ordinario de las clases.

Volver Arriba